Guía para convertir Linkedin en una herramienta de negocio

No hagas caso a tu»cuñado» cuando te hable de Linkedin

Quizás cada cierto tiempo hay una voz que te susurra, «Pero cómo no estás en Linkedin para conseguir clientes», y hay veces que esta voz suena en versión «cuñado relisto», y no me mal interpretes, no quiere decir que los «cuñados» no sepan de Linkedin (quizás tendría que preguntarle al mío 😅), pero hay muchas veces que estos consejos no nos hacen del todo bien, ¿por qué?

Bueno, hazle caso, Linkedin si, a lo que no se si debes hacer caso a «pies juntillas» es a sus consejos. En la comida del domingo suele ocurrir aquello de, pero hombre, «hazte una cuenta de Linkedin si ahí están todos los que mandan en mi empresa», y después de la sobre mesa (foto incluida), luces un perfil maravilloso 😉.

Así que, en esta Newsletter de Noviembre, he venido a salvar una relación de cuñados y la comida de los Domingos (¡máximo 6 personas ehh!, en la Comunidad de Madrid al menos, por favor)

¿Por qué estamos en Linkedin?

El mundo digital y Linkedin me ha enseñado algo importante, a pensar tal y como piensan mis clientes. Así que, lo primero que debemos plantearnos es una pregunta, ¿qué hacemos las personas en Linkedin?, ¿qué hacen las personas que compran tus productos/servicios en Linkedin?

Esta respuesta no es fácil de contestar en unos pocos párrafos, precisamente porque es una cuestión estratégica.

Aunque, para simplificar, podríamos decir que los usuarios están en Linkedin por tres motivos, hacer networking, en búsqueda de conocimiento y trabajando su identidad digital.

Tomando la premisa anterior, y siendo conscientes de los objetivos generales de los usuarios en esta red, para que Linkedin nos ayude a vender, debemos enfocar nuestras estrategias para cubrir alguna de estas tres motivaciones.

Para lograrlo, debemos trabajar los cuatro elementos clave que se muestran a continuación de forma secuencial.

Guía para hacer negocio con Linkedin

¿Cómo convertir Linkedin en una herramienta de negocio?

Como ya podrás imaginar, una clave principal es trabajar todos los elementos de Linkedin y no únicamente algunos de ellos aislados.

  1. Tienes que construir un perfil potente para que tus lectores potenciales sientan que están en el lugar adecuado.
  2. Se trata de encontrar a las personas adecuadas, en lugar de coleccionar largas listas de conexiones que están años luz de escuchar tu mensaje.
  3. Una vez que encontramos un mensaje, y a quien contárselo, contémoslo. La forma de contárselo es a través de contenido relevante.
  4. No he conocido aún a nadie que venda algo sin hablar con su «cliente objetivo», ni si quiera Amazon. El contenido es el vehículo para que nos lleve a nuestro destino, la conversación.

La “excusa” estrella suele ser que Linkedin requiere una gran inversión de tiempo y esfuerzo. En cierto modo, cuando las personas expresan esto es verdad, Linkedin requiere tiempo. Y precisamente para optimizar el vuestro nace esta la guía:

Linkedin es un conjunto de elementos sinérgicos, donde el “todo” siempre es más que la “suma de las partes”. Esto quiere decir que trabajar de forma aislada hará perder fuerza a tu estrategia.

Puedes hacerlo, Linkedin no te lo impide. De hecho, hay «vendedores de Leads al peso», pero el resultado para los clientes que han pasado por este tipo de servicios es que los prospectos no son nada cualificados y después de su inversión sólo les queda un Excel lleno de bonitos datos inservibles.

Puedes trabajar las conexiones o el perfil de forma aislada, y quizás encuentres argumentos a favor e incluso formaciones “monotemáticas” sobre Linkedin, pero, desde mi punto de vista, y, sobre todo, en estrategias enfocadas a negocio, no tiene demasiado sentido.

Desde mi punto de vista, cualquier estrategia de marketing (y más si es inboud) ha de ir orientada a generar «conversaciones relevantes». No son conversaciones vacías, o superfluas sin sentido. Son conversaciones con un sentido estratégico que ponen foco en la creación de valor.

Y ahora, es el momento de comenzar, ¿cómo?

Primero, con muchas ganas y segundo, con esta guía gratuita que te puede ayudar a construir cada uno de los elementos que hemos citado y contiene seis herramientas para hacerlo.

Te dejo el enlace para que puedas la «Guía para convertir Linkedin en una herramienta de negocio» si te apetece.

¿Qué te pareció? (saludo de «cuñado») 👊

David Guzmán | sinapsisactiva.com

Deja un comentario

Pin It on Pinterest